ONO ha inaugurado la II Edición del programa “Cantera ONO” destinado al desarrollo y formación para jóvenes talentos y promovido por la Fundación Universidad-Empresa. En él pueden participar personas recién tituladas o en últimos años de universidad, que podrán tener así acceso al mercado laboral a través de una compañía líder en nuestro país.
 
El programa contempla dos tipos de perfiles: trainees y becarios. El grupo de  trainees está formado por personas que ya han finalizado sus estudios universitarios y que desempeñarán en ONO diferentes labores a través de una rotación obligatoria dentro de los departamentos a los que sean adjudicados. Además de formar parte de una formación transversal, accederán a un programa formativo en colaboración con la Universidad Francisco de Vitoria. Por otro lado, el perfil del becario es el de jóvenes que se encuentren finalizando sus estudios, y que formarán parte del programa transversal de formación interna, con un acuerdo de media jornada. 
 
Los trainees accederán con una duración de un año, mientras que en el caso de los becarios la duración será la estipulada por su Universidad. Ambos colectivos participarán, junto con el grupo de jóvenes ONO (menores de 30 años y antigüedad inferior a dos años en ONO) en un programa global y transversal de formación, llamado ‘Cantera ONO’ y que incluye a once personas.
 
Las principales áreas en las que están especializados tanto trainees como becarios son Ingeniería Informática y de Telecomunicación, Publicidad y Relaciones Públicas, Comunicación Audiovisual o Marketing. 
 
Antonio de la Fuente, director de Personas, Equipos y Recursos en ONO, destacó en la presentación de la nueva cantera que ‘el alto grado de satisfacción alcanzado en la primera edición de Cantera ONO nos ha animado a continuar con este programa y así poder darle la oportunidad nuevamente a jóvenes talentos que se incorporan a una compañía sólida, con gran proyección de futuro, y en uno de los sectores más importantes de la economía como es el de las telecomunicaciones’.